SB 9.10.12

dagdhvātma-kṛtya-hata-kṛtyam ahan kabandhaṁ
sakhyaṁ vidhāya kapibhir dayitā-gatiṁ taiḥ
buddhvātha vālini hate plavagendra-sainyair
velām agāt sa manujo 'ja-bhavārcitāṅghriḥ
Palabra por palabra: 
dagdhvā — quemando; ātma-kṛtya-hata-kṛtyam — después de celebrar los rituales religiosos necesarios tras las muerte de Jaṭāyu, que murió por servir la causa del Señor; ahan — mató; kabandham — al demonio Kabandha; sakhyam — amistad; vidhāya — después de crear; kapibhiḥ — con los jefes de los monos; dayitā-gatim — los preparativos para liberar a Sītā; taiḥ — por ellos; buddhvā — saber; atha — a continuación; vālini hate — cuando fue matado Vāli; plavaga-indra-sainyaiḥ — con ayuda de los ejércitos de los monos; velām — a la playa del océano; agāt — fueron; saḥ — Él, el Señor Rāmacandra; manu-jaḥ — con el aspecto de un ser humano; aja — por el Señor Brahmā; bhava — por el Señor Śiva; arcita-aṅghriḥ — cuyos pies de loto son adorados.
Traducción: 
El Señor Rāmacandra, cuyos pies de loto son adorados por el Señor Brahmā y el Señor Śiva, había adoptado la forma de un ser humano. Después de celebrar la ceremonia funeraria de Jaṭāyu, que fue matado por Rāvaṇa, el Señor mató al demonio Kabandha y, tras hacer amistad con los jefes de los monos, mató a Vāli y organizó la liberación de madre Sītā. Entonces partió hacia la playa, a orillas del océano.
Significado: 

Cuando Rāvaṇa raptó a Sītā, Jaṭāyu, un enorme pájaro, le salió al paso, pero el poderoso Rāvaṇa le derrotó y le cortó las alas. Mientras buscaba a Sītā, Rāmacandra encontró al moribundo Jaṭāyu, que Le informó de que Sītā había sido raptada por Rāvaṇa. Cuando Jaṭāyu murió, el Señor Rāmacandra cumplió con los deberes propios de un hijo celebrando la ceremonia funeraria. A continuación hizo amistad con los monos para liberar a Sītādevī.