SB 6.14.50-51

śrutvā mṛtaṁ putram alakṣitāntakaṁ
vinaṣṭa-dṛṣṭiḥ prapatan skhalan pathi
snehānubandhaidhitayā śucā bhṛśaṁ
vimūrcchito 'nuprakṛtir dvijair vṛtaḥ
papāta bālasya sa pāda-mūle
mṛtasya visrasta-śiroruhāmbaraḥ
dīrghaṁ śvasan bāṣpa-kaloparodhato
niruddha-kaṇṭho na śaśāka bhāṣitum
Palabra por palabra: 
śrutvā — al escuchar; mṛtam — muerto; putram — el hijo; alakṣita-antakam — siendo desconocida la causa de la muerte; vinaṣṭa-dṛṣṭiḥ — sin poder ver bien; prapatan — cayendo constantemente; skhalan — resbalando; pathi — en el camino; sneha-anubandha — debido al afecto; edhitayā — aumentando; śucā — por la lamentación; bhṛśam — enormemente; vimūrcchitaḥ — perdiendo la conciencia; anuprakṛtiḥ — seguido por ministros y otros funcionarios; dvijaiḥ — por brāhmaṇas eruditos; vṛtaḥ — rodeado; papāta — cayó; bālasya — del muchacho; saḥ — él (el rey); pāda-mūle — a los pies; mṛtasya — del muchacho muerto; visrasta — sueltos; śiroruha — cabello; ambaraḥ — y el vestido; dīrgham — larga; śvasan — respiración; bāṣpa-kalā-uparodhataḥ — debido a que lloraba con los ojos llenos de lágrimas; niruddha-kaṇṭhaḥ — con la voz entrecortada; na — no; śaśāka — podía; bhāṣitum — hablar.
Traducción: 
Cuando supo que su hijo había muerto por causas desconocidas, el rey Citraketu perdió casi la vista. Avivada por el gran afecto que sentía por el niño, su lamentación crecía como un fuego ardiente; en el camino hacia dónde estaba el cadáver, resbalaba y caía al suelo una y otra vez. Rodeado por sus ministros y funcionarios, así como por los brāhmaṇas eruditos allí presentes, el rey se acercó al niño y cayó inconsciente a sus pies, con los cabellos y vestidos sueltos. Cuando volvió en sí, respiraba pesadamente, tenía los ojos llenos de lágrimas, y no podía hablar.