SB 5.22.17

tata uttarasmād ṛṣaya ekādaśa-lakṣa-yojanāntara upalabhyante ya eva lokānāṁ śam anubhāvayanto bhagavato viṣṇor yat paramaṁ padaṁ pradakṣiṇaṁ prakramanti.
Palabra por palabra: 
tataḥ — del planeta Saturno; uttarasmāt — por encima; ṛṣayaḥ — grandes sabios santos; ekādaśa-lakṣa-yojana-antare — a una distancia de 1100000 yojanas; upalabhyante — están situados; ye — todos ellos; eva — en verdad; lokānām — para todos los habitantes del universo; śam — la buena fortuna; anubhāvayantaḥ — pensar siempre en; bhagavataḥ — de la Suprema Personalidad de Dios; viṣṇoḥ — el Señor Viṣṇu; yat — que; paramam padam — la morada suprema; pradakṣiṇam — dejando a su derecha; prakramanti — caminan alrededor.
Traducción: 
Situados a 14.190.000 kilómetros por encima de Saturno, y a 33.540.000 por encima de la Tierra, se encuentran los siete sabios santos, que piensan constantemente en el bienestar de los habitantes del universo. En su recorrido, giran en torno a la morada suprema del Señor Viṣṇu, que recibe el nombre de Dhruvaloka, la Estrella Polar.
Significado: 

Śrīla Madhvācārya cita el siguiente verso del Brahmāṇḍa Purāṇa:

jñānānandātmano viṣṇuḥ
śiśumāra-vapuṣy atha
ūrdhva-lokeṣu sa vyāpta
ādityādyās tad-āśritā

El Señor Viṣṇu, la fuente del conocimiento y la bienaventuranza trascendental, ha adoptado la forma de Śiśumara en el séptimo cielo, en el nivel más elevado del universo. Todos los demás planetas, comenzando con el Sol, existen bajo el refugio de ese sistema planetario Śiśumāra.

Así terminan los significados de Bhaktivedanta del Capítulo Vigésimo Segundo del Canto Quinto del , titulado «Las órbitas de los planetas».