SB 4.2.34

te 'pi viśva-sṛjaḥ satraṁ
sahasra-parivatsarān
saṁvidhāya maheṣvāsa
yatrejya ṛṣabho hariḥ
Palabra por palabra: 
te — aquellos; api — incluso; viśva-sṛjaḥ — progenitores de la población universal; satram — el sacrificio; sahasra — mil; parivatsarān — años; saṁvidhāya — ejecutar; maheṣvāsa — ¡oh, Vidura!; yatra — en el cual; ijyaḥ — para ser adorada; ṛṣabhaḥ — la deidad que rige a los semidioses; hariḥ — Hari.
Traducción: 
El sabio Maitreya continuó: ¡Oh, Vidura!, los progenitores de la población del universo ejecutaron entonces un sacrificio que duró miles de años, pues el sacrifico es la mejor manera de adorar al Señor Supremo, Hari, la Personalidad de Dios.
Significado: 

Aquí se afirma claramente que las poderosas personalidades que generaron toda la población del mundo están interesadas en satisfacer a la Suprema Personalidad de Dios ofreciendo sacrificios. El Señor dice también en la Bhagavad-gītā (5.29): bhoktāraṁ yajña-tapasām. Puede que alguien se ocupe en la ejecución de sacrificios y de rigurosas austeridades para conseguir la perfección, pero todas esas actividades son para satisfacer al Señor Supremo. Si se ejecutan en busca de satisfacción personal, enredan a la persona en pāṣaṇḍa, es decir, ateísmo; pero quien las ejecute para satisfacer al Señor Supremo, estará siguiendo el principio védico. Los sabios de la asamblea ejecutaron sacrificios durante mil años.