SB 3.30.26

jīvataś cāntrābhyuddhāraḥ
śva-gṛdhrair yama-sādane
sarpa-vṛścika-daṁśādyair
daśadbhiś cātma-vaiśasam
kṛntanaṁ cāvayavaśo
gajādibhyo bhidāpanam
pātanaṁ giri-śṛṅgebhyo
rodhanaṁ cāmbu-gartayoḥ
Palabra por palabra: 
jīvataḥ — vivo; ca — y; antra — de sus entrañas; abhyuddhāraḥ — arrancar; śva- gṛdhraiḥ — por perros y buitres; yama-sādane — en la morada de Yamarāja; sarpa — por serpientes; vṛścika — escorpiones; daṁśa — mosquitos; ādyaiḥ — y otros; daśadbhiḥ — morder; ca — y; ātma-vaiśasam — tormento de su persona.kṛntanam — cortar; ca — y; avayavaśaḥ — miembro a miembro; gaja-ādibhyaḥ — por elefantes, etc; bhidāpanam — desgarrar; pātanam — despeñar; giri — de montañas; śṛṅgebhyaḥ — de las cimas; rodhanam — encerrar; ca — y; ambu- gartayoḥ — en agua o en una cueva.
Traducción: 
Los perros y buitres del infierno le sacan las entrañas, pero, a pesar de ello, sigue vivo y puede verlo, y se le atormenta con serpientes, escorpiones, mosquitos y otras criaturas que le muerden.
A continuación, unos elefantes le arrancan los miembros y descuartizan su cuerpo. Es lanzado desde lo alto de las montañas, y puesto en prisión, bien sea bajo el agua o en una cueva.