CC Ādi 13.79

putra pāñā dampati hailā ānandita mana
viśeṣe sevana kare govinda-caraṇa
Palabra por palabra: 
putra — hijo; pāñā — habiendo recibido; dampati — los dos esposos; hailā — se sintieron; ānandita — complacidos; mana — mente; viśeṣe — específicamente; sevana — servicio; kare — ofrecer; govinda-caraṇa — los pies de loto del Señor Govinda.
Traducción: 
Los dos esposos [Jagannātha Miśra y Śacīmātā], al recibir a Viśvarūpa como hijo, tenían sus mentes muy complacidas. A causa de su dicha, comenzaron a servir específicamente los pies de loto de Govinda.
Significado: 

SIGNIFICADO: Hay un dicho común en la India que explica que todos van a adorar a la Suprema Personalidad de Dios cuando están afligidos, pero que, cuando están rodeados de opulencia, se olvidan de Dios. En la Bhagavad-gītā (7.16) se confirma esto:

catur-vidhā bhajante māṁ
janāḥ sukṛtino ’rjuna
ārto jijñāsur arthārthī
jñānī ca bharatarṣabha

«Si están respaldados por actividades piadosas del pasado, cuatro clases de hombres (los afligidos, los que necesitan dinero, los que buscan conocimiento, y los que indagan) se interesan por el servicio devocional». Los dos esposos, Jagannātha Miśra y Śacīmātā, se sentían desgraciados, porque sus ocho hijas habían muerto. Una vez que su hijo Viśvarūpa nació, sin duda alguna se sintieron sumamente felices. Sabían que era por la gracia del Señor que habían obtenido esa felicidad y opulencia. Pero en lugar de olvidar al Señor, se apegaron mucho más al servicio de los pies de loto de Govinda. Cuando un hombre corriente se vuelve opulento, se olvida de Dios; pero cuanto más opulento se vuelve un devoto por la gracia del Señor, más se apega al servicio del Señor.