SB 9.7.9

yadi vīro mahārāja
tenaiva tvāṁ yaje iti
tatheti varuṇenāsya
putro jātas tu rohitaḥ
Palabra por palabra: 
yadi — si; vīraḥ — hay un hijo; mahārāja — ¡oh, Mahārāja Parīkṣit!; tena eva — incluso con ese hijo; tvām — a ti; yaje — ofreceré sacrificio; iti — así; tathā — como tú desees; iti — así aceptado; varuṇena — por Varuṇa; asya — de Mahārāja Hariścandra; putraḥ — un hijo; jātaḥ — nació; tu — en verdad; rohitaḥ — llamado Rohita.
Traducción: 
¡Oh, rey Parīkṣit!, Hariścandra pidió a Varuṇa: «Mi señor, si tengo un hijo, te lo ofreceré en un sacrificio para satisfacerte». Cuando Hariścandra dijo esto, Varuṇa contestó: «Que así sea». Gracias a la bendición de Varuṇa, Hariścandra engendró un hijo, al que llamó Rohita.