SB 8.19.34

kramato gāṁ padaikena
dvitīyena divaṁ vibhoḥ
khaṁ ca kāyena mahatā
tārtīyasya kuto gatiḥ
Palabra por palabra: 
kramataḥ — gradualmente; gām — la superficie de la Tierra; padā ekena — con un paso; dvitīyena — con el segundo paso; divam — todo el espacio exterior; vibhoḥ — de la forma universal; kham ca — también el cielo; kāyena — con la expansión de Su cuerpo trascendental; mahatā — por la forma universal; tārtīyasya — en lo que se refiere al tercer paso; kutaḥ — dónde es; gatiḥ — para medir el paso.
Traducción: 
Con Su primer paso, Vāmanadeva ocupará los tres mundos, y con el segundo, todo el espacio exterior; entonces expandirá Su cuerpo universal hasta ocuparlo todo. ¿Te queda algún sitio para Su tercer paso?
Significado: 

Śukrācārya quería advertir a Bali Mahārāja acerca del modo en que sería engañado por el Señor Vāmana. «Le has prometido tres pasos, pero Le bastarán dos para terminar con todas tus posesiones. Así pues, no te quedará ningún lugar para Su tercer paso.» Śukrācārya no sabía que el Señor protege a Su devoto. El devoto debe arriesgar todo lo que posee para servir al Señor, pero siempre está protegido y nunca es vencido. Basándose en cálculos materiales, Śukrācārya pensó que Bali Mahārāja no tendría ninguna posibilidad de cumplir la promesa que había hecho al brahmacārī, el Señor Vāmanadeva.