SB 7.5.17

daiteya-candana-vane
jāto 'yaṁ kaṇṭaka-drumaḥ
yan-mūlonmūla-paraśor
viṣṇor nālāyito 'rbhakaḥ
Palabra por palabra: 
daiteya — de la familia demoníaca; candana-vane — en el bosque de sándalo; jātaḥ — nacido; ayam — este; kaṇṭaka-drumaḥ — espino; yat — del cual; mūla — de las raíces; unmūla — en cortar; paraśoḥ — que es como un hacha; viṣṇoḥ — del Señor Viṣṇu; nālāyitaḥ — el mango; arbhakaḥ — el niño.
Traducción: 
Este canalla de Prahlāda ha aparecido como un espino en un bosque de sándalos. Para cortar el sándalo se necesita un hacha, y la madera de espino es muy buena para hacer el mango de esa hacha. Para talar el bosque de sándalo de la familia de los demonios, el hacha es el Señor Viṣṇu, y este Prahlāda es el mango del hacha.
Significado: 

Por lo general, los espinos brotan en lugares desérticos, no en los bosques de sándalo, pero Ṣaṇḍa y Amarka, los brāhmaṇas seminales, compararon a la dinastía del daitya Hiraṇyakaśipu con un bosque de sándalos, y a Prahlāda Mahārāja con un espino fuerte y robusto que podía dar la madera para el mango del hacha. Al Señor Viṣṇu Le compararon con el hacha en sí. Para cortar un espino no basta con el filo del hacha; también se necesita el mango, que se puede fabricar con madera de espino. Así, con el hacha del viṣṇu-bhakti, el servicio devocional al Señor Kṛṣṇa, se puede cortar en pedazos el espino de la civilización demoníaca. Algunos miembros de esa civilización demoníaca, como Prahlāda Mahārāja, pueden servir de mango para el hacha, para ayudar al Señor Viṣṇu a cortar en pedazos todo el bosque de la civilización demoníaca.