New version available here: vedabase.io

SB 5.6.19

nityānubhūta-nija-lābha-nivṛtta-tṛṣṇaḥ
śreyasy atad-racanayā cira-supta-buddheḥ
lokasya yaḥ karuṇayābhayam ātma-lokam
ākhyān namo bhagavate ṛṣabhāya tasmai
Palabra por palabra: 
nitya-anubhūta — debido a estar siempre consciente de Su verdadera identidad; nija-lābha-nivṛtta-tṛṣṇaḥ — que era completo en Sí mismo y no tenía ningún otro deseo que satisfacer; śreyasi — en el bienestar genuino de la vida; a-tat-racanayā — por aumentar las actividades en el campo material, confundiendo el cuerpo con el ser; cira — durante mucho tiempo; supta — durmiendo; buddheḥ — cuya inteligencia; lokasya — de hombres; yaḥ — quien (el Señor Ṛṣabhadeva); karuṇayā — por Su misericordia sin causa; abhayam — libre de temor; ātma-lokam — la verdadera identidad del ser; ākhyāt — instruyó; namaḥ — reverencias respetuosas; bhagavate — a la Suprema Personalidad de Dios; ṛṣabhāya — al Señor Ṛṣabhadeva; tasmai — a Él.
Traducción: 
La Suprema Personalidad de Dios, el Señor Ṛṣabhadeva, era completamente consciente de Su verdadera identidad; por lo tanto, era autosuficiente, y no deseaba satisfacciones externas. Él no tenía necesidad de aspirar al éxito, pues era completo en Sí mismo. Aquellos que se ocupan en conceptos corporales innecesarios y crean una atmósfera de materialismo, siempre ignoran su verdadero interés personal. Por Su misericordia sin causa, el Señor Ṛṣabhadeva enseñó cuál es la verdadera identidad del ser y el objetivo de la vida. Por ello ofrecemos respetuosas reverencias al Señor, que advino en la forma del Señor Ṛṣabhadeva.
Significado: 

Éste es el resumen del presente capítulo, en el que se narran las actividades del Señor Ṛṣabhadeva. Siendo la Suprema Personalidad de Dios, el Señor Ṛṣabhadeva es completo en Sí mismo. Nosotros, las entidades vivientes, como partes integrales del Señor Supremo, debemos seguir las instrucciones del Señor Ṛṣabhadeva y volvernos autosuficientes. No debemos crear necesidades sin sentido basadas en el concepto corporal. La persona autorrealizada se siente satisfecha por que está situada en su posición espiritual original. Como se confirma en la Bhagavad-gītā (18.54): brahma-bhūtaḥ prasannātmā na śocati na kāṅkṣati. Ése es el objetivo de todas las entidades vivientes. Aunque estemos en el mundo material, podemos alcanzar la satisfacción plena y liberarnos del anhelo y de la lamentación con tan sólo seguir las instrucciones del Señor tal y como se exponen en la Bhagavad-gītā o el Śrīmad-Bhāgavatam. La satisfacción que se deriva de la autorrealización recibe el nombre de svarūpānanda. El alma condicionada, que duerme eternamente en la oscuridad, no comprende cuál es su verdadero interés personal. Simplemente trata de ser feliz mediante ajustes materiales, lo cual es imposible. Por consiguiente, en el Śrīmad-Bhāgavatam se dice: na te viduḥ svārtha- gatiṁ hi viṣṇum: Debido a su profunda ignorancia, el alma condicionada no sabe que su verdadero interés consiste en refugiarse en los pies de loto del Señor Viṣṇu. Tratar de ser feliz por medio de ajustes en la atmósfera material es un esfuerzo inútil. Es verdaderamente imposible. Con Su comportamiento personal y Sus instrucciones, el Señor Ṛṣabhadeva iluminó a las almas condicionadas y les mostró la forma de llegar a ser autosuficientes en su identidad espiritual.

Así terminan los significados de Bhaktivedanta del Capítulo Sexto del Canto Quinto del , titulado «Actividades del Señor Ṛṣabhadeva».