New version available here: vedabase.io

SB 5.1.10

bhagavān api bhārata tad-upanītārhaṇaḥ sūkta-vākenātitarām udita-
guṇa-gaṇāvatāra-sujayaḥ priyavratam ādi-puruṣas taṁ sadaya-
hāsāvaloka iti hovāca.
Palabra por palabra: 
bhagavān — el Señor Brahmā; api — además; bhārata — ¡oh, rey Parīkṣit!; tat — por ellos; upanīta — que se habían adelantado; arhaṇaḥ — artículos de adoración; sūkta — conforme a la etiqueta védica; vākena — con lenguaje; atitarām — elevado; udita — alabaron; guṇa-gaṇa — cualidades; avatāra — debido al descenso; su- jayaḥ — cuyas glorias; priyavratam — a Priyavrata; ādi-puruṣaḥ — la persona original; tam — a él; sa-daya — con compasión; hāsa — sonreír; avalokaḥ — cuya mirada; iti — de ese modo; ha — ciertamente; uvāca — dijo.
Traducción: 
Mi querido rey Parīkṣit, como el Señor Brahmā había descendido finalmente desde Satyaloka hasta Bhūloka, Nārada Muni, el príncipe Priyavrata y Svāyambhuva Manu se adelantaron para ofrecerle artículos de adoración y alabarle con un lenguaje muy selecto, conforme a la etiqueta védica. En ese momento, el Señor Brahmā, la persona original del universo, por la compasión que sentía hacia Priyavrata, le miró con una sonrisa y le dirigió las siguientes palabras.
Significado: 

El hecho de que el Señor Brahmā hubiera descendido desde Satyaloka para ver a Priyavrata indica que el asunto era muy serio. Nārada Muni había aconsejado a Priyavrata acerca del valor de la vida espiritual, el conocimiento, la renunciación y el bhakti, y el Señor Brahmā sabía que las enseñanzas de Nārada causaban una profunda impresión. Por esa razón, el Señor Brahmā sabía que el príncipe Priyavrata no accedería a cumplir la orden de su padre a no ser que el propio Señor Brahmā descendiese en persona a la montaña Gandhamādana para pedirle que lo hiciese. Brahmā tenía la intención de cortar la determinación de Priyavrata. Por esa razón, Brahmā comenzó por mirar a Priyavrata con compasión. Su sonrisa y su actitud compasiva también indicaban que, aunque Brahmā le pidiera que entrase en la vida de casado, Priyavrata no dejaría de estar en contacto con el servicio devocional. Con las bendiciones de un vaiṣṇava, todo es posible. Esto se explica en el Bhakti-rasāmṛta-sindhu con la palabra kṛpā-siddhi, es decir, la perfección que se obtiene gracias a las bendiciones de una persona superior. Por lo general, la manera de alcanzar la liberación y la perfección es seguir los principios regulativos establecidos en los śāstras. No obstante, muchas personas han obtenido la perfección simplemente con las bendiciones de un maestro espiritual o de un superior.

Priyavrata era nieto del Señor Brahmā; suele suceder que el abuelo y el nieto se enfrenten en tono amistoso; también en este caso, Priyavrata estaba decidido a continuar meditando, mientras que Brahmā estaba decidido a que gobernase el universo. Así pues, con su cariñosa sonrisa y su mirada de afecto, el Señor Brahmā estaba diciendo: «Mi querido Priyavrata, tú estás decidido a no entrar en la vida de casado, pero yo estoy decidido a convencerte de que debes hacerlo». En realidad, Brahmā había venido a alabar los elevados niveles de renunciación, austeridad, penitencia y devoción de Priyavrata, a fin de que no se desviase de la senda del servicio devocional a pesar de aceptar la vida de casado.

Una palabra importante en este verso es sūkta-vākena (con himnos védicos). En los Vedas encontramos la siguiente oración al Señor Brahmā: hiraṇyagarbhaḥ samavartatāgre bhūtasya jātaḥ patir eka āsīt. Brahmā fue recibido con los himnos védicos adecuados, y se sintió muy complacido con la recepción que le ofrecieron, que seguía la etiqueta védica.