New version available here: vedabase.io

SB 4.22.43

niṣpāditaś ca kārtsnyena
bhagavadbhir ghṛṇālubhiḥ
sādhūcchiṣṭaṁ hi me sarvam
ātmanā saha kiṁ dade
Palabra por palabra: 
niṣpāditaḥ ca — también la orden se ha cumplido perfectamente; kārtsnyena — por completo; bhagavadbhiḥ — por los representantes de la Suprema Personalidad de Dios; ghṛṇālubhiḥ — por los muy compasivos; sādhu-ucchiṣṭam — remanentes de alimentos de personas santas; hi — ciertamente; me — mío; sarvam — todo; ātmanā — alma y corazón; saha — con; kim — qué; dade — os daré.
Traducción: 
Mi querido brāhmaṇa, habéis cumplido perfectamente Su orden, pues sois tan compasivos como el Señor. Por lo tanto, mi deber es ofreceros algo, pero todo lo que poseo son unos remanentes de alimentos dejados por grandes personas santas. ¿Qué puedo daros?
Significado: 

En este verso es significativa la palabra sādhūcchiṣṭam. Pṛthu Mahārāja obtuvo su reino de grandes personas santas - como Bhṛgu y otros - como si recibiese remanentes de alimento. Después de la muerte del rey Vena, no había ningún buen gobernante para dirigir el mundo entero. Estaban ocurriendo tantas catástrofes que las grandes personas santas, al frente de las cuales estaba Bhṛgu, crearon el cuerpo del rey Pṛthu a partir del cuerpo muerto de su padre, el rey Vena. De esta forma, habiendo recibido el reino en virtud de la misericordia de las personas santas, el rey no quería dividirlo entre santos como los Kumāras. Un padre, mientras está comiendo, por compasión puede ofrecer a su hijo los remanentes de su alimento. Ese alimento no puede ofrecérsele de nuevo al padre, aunque quizás ya antes lo haya masticado. Pṛthu Mahārāja se encontraba en una posición parecida; todo lo que poseía había sido ya masticado, y por lo tanto, no podía ofrecerlo a los Kumāras. Sin embargo, indirectamente les ofreció todas sus posesiones, y, en consecuencia, ellos las utilizaron del modo que quisieron. El verso siguiente aclara la cuestión.