SB 3.22.9

priyavratottānapadoḥ
svaseyaṁ duhitā mama
anvicchati patiṁ yuktaṁ
vayaḥ-śīla-guṇādibhiḥ
Palabra por palabra: 
priyavrata-uttānapadoḥ — de Priyavrata y Uttānapāda; svasā — hermana; iyam — esta; duhitā — hija; mama — mía; anvicchati — está buscando; patim — esposo; yuktam — adecuado; vayaḥ-śīla-guṇa-ādibhiḥ — en edad, carácter, buenas cualidades, etc.
Traducción: 
Mi hija es la hermana de Priyavrata y Uttānapāda. Está buscando un esposo adecuado para ella en cuanto a edad, carácter y buenas cualidades.
Significado: 

Devahūti, la hija de Svāyambhuva Manu en edad de casarse, tenía buen carácter y buenas cualidades; por consiguiente, estaba buscando un esposo adecuado para ella en cuanto a edad, cualidades y carácter. Presentando a su hija como hermana de Priyavrata y Uttānapāda, dos grandes reyes, Manu quería convencer al sabio de que la muchacha venía de una gran familia. Era su hija, y al mismo tiempo, hermana de kṣatriyas; no venía de una familia de clase baja. Por eso Manu se la ofreció a Kardama como la persona más adecuada para él. Está claro que la hija, aunque madura en edad y cualidades, no había salido en busca de un esposo por su cuenta. Ella expresó su deseo de un esposo adecuado a su carácter, su edad y sus cualidades, y el padre, por afecto hacia su hija, se encargó personalmente de encontrarle ese esposo.