New version available here: vedabase.io

SB 10.3.45

yuvāṁ māṁ putra-bhāvena
brahma-bhāvena cāsakṛt
cintayantau kṛta-snehau
yāsyethe mad-gatiṁ parām
Palabra por palabra: 
yuvām — vosotros (marido y mujer); mām — a Mí; putra-bhāvena — como hijo vuestro; brahma-bhāvena — sabiendo que Yo soy la Suprema Personalidad de Dios; ca — y; asakṛt — constantemente; cintayantau — pensar así; kṛta-snehau — tratar con amor y cariño; yāsyethe — obtendréis; mat-gatim — Mi morada suprema; parām — que es trascendental, que está más allá del mundo material.
Traducción: 
Vosotros dos, marido y mujer, pensáis constantemente en Mí como hijo vuestro, pero siempre sabéis que Yo soy la Suprema Personalidad de Dios. Por pensar constantemente en Mí con amor y cariño, obtendréis la perfección más elevada: iréis de regreso al hogar, de vuelta a Dios.
Significado: 

Esta instrucción de la Suprema Personalidad de Dios a Sus padres, que mantienen una relación eterna con Él, va dirigida especialmente a las personas deseosas de ir de regreso al hogar, de vuelta a Dios. Nunca debemos considerar a la Suprema Personalidad de Dios un ser humano común, como hacen los no devotos. Kṛṣṇa, la Suprema Personalidad de Dios, apareció personalmente y dejó Sus instrucciones para beneficio de toda la sociedad humana, pero, por desdicha, los necios y sinvergüenzas Le consideran un ser humano corriente y tergiversan las instrucciones de la Bhagavad-gītā para que sirvan a la satisfacción de sus sentidos. Prácticamente todos los que comentan la Bhagavad-gītā la interpretan de modo que sirva a la complacencia de los sentidos. Entre los eruditos y políticos de los últimos tiempos, se ha puesto de moda interpretar la Bhagavad-gītā como si fuese una obra de ficción. Con esas erróneas interpretaciones arruinan, no sólo su propia vida, sino también la de muchos otros. El movimiento para la conciencia de Kṛṣṇa, sin embargo, lucha contra esos principios de considerar a Kṛṣṇa un personaje de ficción, negar la existencia de la batalla de Kurukṣetra y sostener que toda la Bhagavad-gītā es simbólica y que no hay en ella nada de verdad. En todo caso, quien verdaderamente desee lograr el éxito puede alcanzarlo si lee el texto de la Bhagavad-gītā tal y como es. Śrī Caitanya Mahāprabhu resaltó especialmente la importancia de las instrucciones de la Bhagavad-gītā: yāre dekha, tāre kaha `kṛṣṇa'-upadeśa. Quien desee alcanzar el éxito supremo en la vida debe entender la Bhagavad-gītā tal y como fue hablada por el Señor Supremo. Esa forma de entender la Bhagavad-gītā traerá perfección y felicidad a toda la sociedad humana.

Vasudeva y Devakī iban a separarse de Kṛṣṇa llevándole a Gokula, la morada de Nanda Mahārāja. En relación con esto, hay que señalar que el Señor les dio personalmente la instrucción de que siempre pensaran en Él considerándole su hijo y, a la vez, la Suprema Personalidad de Dios. Eso les mantendría en contacto con Él. Pasados once años, el Señor volvería a Mathurā para ser su hijo, de forma que no habría verdadera separación.