SB 1.17.28

iti dharmaṁ mahīṁ caiva
sāntvayitvā mahā-rathaḥ
niśātam ādade khaḍgaṁ
kalaye 'dharma-hetave
Palabra por palabra: 
iti — así pues; dharmam — la personalidad de la religión; mahīm — la Tierra; ca — también; eva — como; sāntvayitvā — después de apaciguar; mahā-rathaḥ — el general que podía pelear a solas con miles de enemigos; niśātam — afilada; ādade — esgrimió; khaḍgam — espada; kalaye — para matar a Kali en persona; adharma — irreligión; hetave — la causa fundamental.
Traducción: 
Mahārāja Parīkṣit, quien podía pelear por sí solo contra mil enemigos apaciguó así a la personalidad de la religión y a la Tierra. Luego, esgrimió su afilada espada para matar a la personalidad de Kali, quien es la causa de toda irreligión.
Significado: 

Como se describió anteriormente, la personalidad de Kali es aquel que deliberadamente comete toda clase de actos pecaminosos que se encuentran prohibidos en las Escrituras reveladas. Esta era de Kali se encontrará repleta ciertamente de toda clase de actividades de Kali, pero eso no significa que los líderes de la sociedad, los gobernantes, los hombres eruditos e inteligentes, o, por encima de todos, los devotos del Señor, van a cruzarse de brazos y mostrarse insensibles ante las reacciones de la era de Kali. Durante la estación lluviosa hay sin duda abundantes lluvias, pero eso no significa que los hombres no van a tomar medidas para protegerse de ellas. Es el deber de los gobernantes del Estado y de los demás dirigentes adoptar todas las medidas necesarias contra las actividades de Kali o contra las personas influidas por la era de Kali; y Mahārāja Parīkṣit es el gobernante ideal del Estado, pues de inmediato se dispuso a matar con su afilada espada a la personalidad de Kali. Los administradores no se deben limitar a aprobar resoluciones para tomar medidas contra la corrupción, sino que deben estar preparados con afiladas espadas, para matar a las personas que ocasionan corrupciones desde el punto de vista de los śāstras reconocidos. Mediante la autorización de los expendios de vino, los administradores no pueden impedir las actividades corruptas. Ellos deben clausurar cuanto antes todos los expendios de vino y drogas embriagantes, y castigar incluso con la muerte a aquellos que se entregan al hábito de embriagarse de todas las maneras. Ésa es la forma de detener las actividades de Kali, tal como demostró aquí Mahārāja Parīkṣit el mahā-rata.