Ādi 8: El autor recibe las órdenes de Kṛṣṇa y el guru

Śrīla Bhaktivinoda Ṭhākura resume el capítulo del Śrī Caitanya-caritāmṛta en su Amṛta-pravāha-bhāṣya. En este Capítulo Octavo se describen las glorias de Śrī Caitanya Mahāprabhu y de Nityānanda, y también se declara que, si se cometen ofensas al cantar el mantra Hare Kṛṣṇa, no se logra el amor por Dios aunque se cante durante muchos años. A este respecto, Śrīla Bhaktivinoda Ṭhākura previene contra la exhibición artificial de los signos corporales llamados aṣṭa-sāttvika-vikāra. Esto también es una ofensa. Hay que seguir cantando seria y sinceramente los nombres del Pañca-tattva: śrī-kṛṣṇa-caitanya prabhu-nityānanda śrī-advaita gadādhara śrīvāsādi-gaura-bhakta-vṛnda. Todos estos ācāryas concederán su misericordia sin causa al devoto y, poco a poco, purificarán su corazón. Cuando el devoto esté realmente purificado, de un modo natural tendrá la experiencia del éxtasis al cantar el mahā-mantra Hare Kṛṣṇa. Antes de que se redactara el Śrī
Caitanya-caritāmṛta,
Śrīla Vṛndāvana dāsa Ṭhākura escribió un libro titulado
Śrī Caitanya-bhāgavata. Kṛṣṇadāsa Kavirāja Gosvāmī solamente ha descrito
en el Śrī Caitanya-caritāmṛta aquellos temas de los que Śrīla Vṛndāvana dāsa Ṭhākura no trató en su Caitanya-bhāgavata. A una edad muy avanzada, Kṛṣṇadāsa Kavirāja Gosvāmī fue a Vṛndāvana, y por orden de Śrī Madana-mohanajī escribió el Śrī Caitanya-caritāmṛta. Y ahora nosotros, de este modo, podemos saborear su bienaventuranza trascendental.

CC Ādi 8.1 Ofrezco mis respetos a la Suprema Personalidad de Dios, Śrī Caitanya Mahāprabhu, por cuyo deseo me he vuelto como un perro bailarín y, me he puesto de pronto a escribir el Śrī Caitanya-caritāmṛta, aunque soy un necio.
CC Ādi 8.2 Ofrezco mis respetuosas reverencias a Śrī Kṛṣṇa Caitanya Mahāprabhu, a quien Se conoce como Gaurasundara. También ofrezco mis reverencias respetuosas a Nityānanda Prabhu, que siempre está lleno de júbilo.
CC Ādi 8.3 Ofrezco mis respetuosas reverencias a Advaita Ācārya, que es muy misericordioso, y también a la gran personalidad Gadādhara Paṇḍita, el docto erudito.
CC Ādi 8.4 Ofrezco mis respetuosas reverencias a Śrīvāsa Ṭhākura y a todos los demás devotos del Señor. Me postro para ofrecerles mi respeto. Yo adoro sus pies de loto.
CC Ādi 8.5 Al recordar los pies de loto del Pañca-tattva, un mudo puede volverse poeta, un cojo cruzar montañas, y un ciego ver las estrellas del cielo.
CC Ādi 8.6 La educación que cultivan los eruditos supuestamente doctos que no creen en estas afirmaciones del Śrī Caitanya-caritāmṛta es como el tumultuoso croar de las ranas.
CC Ādi 8.7 Aquel que no acepta las glorias del Pañca-tattva y que, sin embargo, hace ostentación de servicio devocional a Kṛṣṇa, no alcanzará nunca la misericordia de Kṛṣṇa, ni avanzará hacia el objetivo final.
CC Ādi 8.8 En el pasado, reyes como Jarāsandha [el suegro de Kaṁsa] siguieron estrictamente los rituales védicos, adorando así al Señor Viṣṇu.
CC Ādi 8.9 Aquel que no acepta a Kṛṣṇa como Suprema Personalidad de Dios es, sin lugar a dudas, un demonio. Igualmente, todo aquel que no acepte a Śrī Caitanya Mahāprabhu como Kṛṣṇa, el mismo Señor Supremo, debe también ser considerado un demonio.
CC Ādi 8.10 El Señor Śrī Caitanya Mahāprabhu pensó: «A menos que la gente no Me acepte, todos serán destruidos». Por eso, el misericordioso Señor aceptó la orden de sannyāsa.
CC Ādi 8.11 «Si alguien Me ofrece reverencias, aunque sólo Me considere como a un sannyāsī corriente, disminuirán sus pesares materiales y, finalmente, alcanzará la liberación.»
CC Ādi 8.12 Aquel que no muestra respeto por este misericordioso Señor, Caitanya Mahāprabhu, o que no Le adora, debe ser considerado un demonio, aunque sea una gran eminencia en la sociedad humana.
CC Ādi 8.13 Por tanto, vuelvo a decir, levantando los brazos: ¡Oh, mis semejantes, los seres humanos! ¡Adorad a Śrī Caitanya y a Nityānanda sin oponer razones falsas!
CC Ādi 8.14 Los lógicos dicen: «De no obtener la comprensión mediante la lógica y el razonamiento, ¿cómo se puede decidir sobre qué Deidad es digna de adoración?».
CC Ādi 8.15 Si te interesa verdaderamente la lógica y el razonamiento, dígnate aplicarlos a la misericordia de Śrī Caitanya Mahāprabhu. Si lo haces, verás que es asombrosamente maravillosa.
CC Ādi 8.16 Si alguien está infectado de las diez ofensas contra el mahā-mantra Hare Kṛṣṇa, a pesar de que se esfuerce en cantar el santo nombre durante muchas vidas, no alcanzará el amor por Dios, que es el objetivo final de su canto.
CC Ādi 8.17 «Al cultivar el conocimiento filosófico, se puede comprender la propia posición espiritual y, de este modo, liberarse; y al llevar a cabo sacrificios y actividades piadosas, se puede lograr la complacencia de los sentidos en un sistema planetario superior; pero el servicio devocional al Señor es tan excepcional que, incluso si se ejecutan cientos y miles de estos otros sacrificios, el servicio devocional no se llega a obtener.»
CC Ādi 8.18 Si un devoto desea que el Señor le dé la liberación o complacencia material de los sentidos, Kṛṣṇa se lo entrega inmediatamente; pero el servicio devocional puro, lo guarda oculto.
CC Ādi 8.19 [El gran sabio Nārada dijo:] «Mi querido Mahārāja Yudhiṣṭhira, la Suprema Personalidad de Dios, Kṛṣṇa, está siempre dispuesto a ayudarte. Él es tu amo, tu guru, tu Dios, tu amigo muy querido y el jefe de tu familia. Aun así, a veces consiente en actuar como tu sirviente o tu mensajero. Eres muy afortunado, porque esta relación sólo es posible mediante el bhakti-yoga. El Señor puede dar la liberación [mukti] con mucha facilidad, pero no da el bhakti-yoga tan fácilmente, porque mediante ese proceso Se ve atado al devoto.»
CC Ādi 8.20 El Señor Śrī Caitanya Mahāprabhu ha dado gratuitamente este amor por Kṛṣṇa por todas partes, incluso a los más caídos, como Jagāi y Mādhāi. ¿Qué decir entonces de aquellos que ya son piadosos y elevados?
CC Ādi 8.21 Śrī Caitanya Mahāprabhu, como Suprema Personalidad de Dios en persona, es totalmente independiente. Por tanto, aunque sea la bendición que se conserva de un modo más confidencial, Él puede distribuir el amor por Dios a todos y cada uno sin distinciones.
CC Ādi 8.22 Ya sea ofensivo o no, cualquiera que, incluso ahora, canta śrī-kṛṣṇa-caitanya prabhu nityānanda, inmediatamente rebosa de éxtasis y sus ojos se llenan de lágrimas.
CC Ādi 8.23 El simple hecho de hablar de Nityānanda Prabhu despierta en la persona el amor por Kṛṣṇa. De manera que los miembros se agitan debido al éxtasis y de los ojos caen lágrimas que corren como las aguas del Ganges.
CC Ādi 8.24 Hay ofensas que hay que tener en cuenta mientras se canta el mantra Hare Kṛṣṇa. Por esto, sólo con cantar Hare Kṛṣṇa no se alcanza el éxtasis.
CC Ādi 8.25 «Si el corazón no cambia, las lágrimas no fluyen de los ojos, el cuerpo no tiembla ni el vello del cuerpo se eriza al cantar el mahā-mantra Hare Kṛṣṇa, hay que entender que se tiene un corazón tan duro como el acero. Ello se debe a las ofensas cometidas contra los pies de loto del santo nombre del Señor.»
CC Ādi 8.26 El simple hecho de cantar el mahā-mantra Hare Kṛṣṇa sin ofensas elimina todas las actividades pecaminosas. De esta manera, se manifiesta el servicio devocional puro, que es la causa del amor por Dios.
CC Ādi 8.27 El despertar del servicio trascendental de amor al Señor produce transformaciones en el cuerpo, como la manifestación de sudor, lágrimas, palpitaciones del corazón y temblor, y el quiebre de la voz.
CC Ādi 8.28 Como consecuencia de cantar el mahā-mantra Hare Kṛṣṇa, se hacen avances tan grandes en la vida espiritual que, al mismo tiempo, termina la existencia material y se recibe el amor por Dios. El santo nombre de Kṛṣṇa es tan poderoso que, con cantar aunque sólo sea un nombre, se alcanzan fácilmente estas riquezas trascendentales.
CC Ādi 8.29-30 Si se canta el alabado santo nombre del Señor una y otra vez, y todavía el amor por el Señor Supremo no aparece y no hay lágrimas en los ojos, es evidente que, a causa de las ofensas al cantar, no brota la semilla del santo nombre de Kṛṣṇa.
CC Ādi 8.31 Pero si se cantan, aunque sólo sea con un poco de fe, los santos nombres de Śrī Caitanya y Nityānanda, muy pronto se estará limpio de toda ofensa. De este modo, tan pronto como se canta el mahā-mantra Hare Kṛṣṇa, se siente el éxtasis del amor por Dios.
CC Ādi 8.32 Śrī Caitanya Mahāprabhu, la independiente Suprema Personalidad de Dios, es sumamente magnánimo. Aquel que no Le adora, jamás puede ser liberado.
CC Ādi 8.33 ¡Oh, insensatos! ¡Simplemente leed el Śrī Caitanya-maṅgala! Leyendo ese libro, podréis comprender todas las glorias de Śrī Caitanya Mahāprabhu.
CC Ādi 8.34 Así como Vyāsadeva ha descrito todos los pasatiempos del Señor Kṛṣṇa en el Śrīmad-Bhāgavatam, Ṭhākura Vṛndāvana dāsa ha descrito los pasatiempos de Śrī Caitanya.
CC Ādi 8.35 Ṭhākura Vṛndāvana dāsa redactó el Śrī Caitanya-maṅgala. El escuchar ese libro eliminar toda desdicha.
CC Ādi 8.36 Leyendo el Śrī Caitanya-maṅgala se pueden entender todas las glorias y verdades de Śrī Caitanya y de Nityānanda, y llegar a la conclusión final, que consiste en ofrecer servicio devocional al Señor Kṛṣṇa.
CC Ādi 8.37 En el Śrī Caitanya-maṅgala [más tarde conocido como el Śrī Caitanya-bhāgavata], Śrīla Vṛndāvana dāsa Ṭhākura ha dado la conclusión y esencia del servicio devocional citando las afirmaciones autorizadas del Śrīmad-Bhāgavatam.
CC Ādi 8.38 Incluso si un gran ateo escucha el Śrī Caitanya-maṅgala, se vuelve gran devoto inmediatamente.
CC Ādi 8.39 El tema de ese libro es tan sublime que parece como si Śrī Caitanya Mahāprabhu hablase personalmente por los escritos de Śrī Vṛndāvana dāsa Ṭhākura.
CC Ādi 8.40 Ofrezco millones de reverencias a los pies de loto de Vṛndāvana dāsa Ṭhākura. Nadie más pudo escribir un libro tan maravilloso para la liberación de todas las almas caídas.
CC Ādi 8.41 Nārāyaṇī come eternamente los remanentes del alimento de Caitanya Mahāprabhu. Śrīla Vṛndāvana dāsa Ṭhākura nació de sus entrañas.
CC Ādi 8.42 ¡Qué descripción tan maravillosa ha hecho de los pasatiempos de Śrī Caitanya! Cualquier habitante de los tres mundos que la escuche quedará purificado.
CC Ādi 8.43 Hago a todos un ferviente llamamiento para que adopten el método del servicio devocional que nos dieron Śrī Caitanya y Nityānanda, y de esta manera, se vean libres de las miserias de la existencia material, y obtengan, finalmente, el servicio de amor al Señor.
CC Ādi 8.44 Śrīla Vṛndāvana dāsa Ṭhākura escribió el Śrī Caitanya-maṅgala, y en él describió los pasatiempos de Śrī Caitanya con todos sus detalles.
CC Ādi 8.45 Ante todo, resumió todos los pasatiempos del Señor, y después los describió en detalle y de manera muy vívida.
CC Ādi 8.46 Los pasatiempos de Śrī Caitanya son ilimitados e insondables. Por esto, al ir describiéndolos todos, el libro llegó a ser voluminoso.
CC Ādi 8.48 Lleno de éxtasis, describió los pasatiempos de Śrī Nityānanda, pero los últimos pasatiempos de Śrī Caitanya Mahāprabhu no se han contado todavía.
CC Ādi 8.49 Los devotos de Vṛndāvana estaban muy impacientes de escuchar aquellos pasatiempos.
CC Ādi 8.50 En Vṛndāvana, en un gran lugar de peregrinación bajo los árboles de deseos, hay un trono de oro adornado con gemas.
CC Ādi 8.51 En ese trono está sentado el hijo de Nanda Mahārāja, el Señor Govindadeva, el Cupido trascendental.
CC Ādi 8.52 Allí se ofrecen a Govinda variedad de servicios de manera majestuosa. Su ropa, ornamentos y enseres son, todos ellos, trascendentales.
CC Ādi 8.53 En ese templo de Govindajī, miles de servidores siempre están ofreciendo servicio al Señor con devoción. Ni con miles de bocas podría describirse ese servicio.
CC Ādi 8.54 En ese templo, el servidor principal era Śrī Haridāsa Paṇḍita. Sus cualidades y fama se conocen en todo el mundo.
CC Ādi 8.55 Era amable, tolerante, apacible, magnánimo, serio, afable en sus palabras y muy sobrio en su conducta.
CC Ādi 8.56 Era respetuoso con todos, y se esforzaba en beneficio de todos. La diplomacia, la envidia y el resentimiento eran desconocidos para su corazón.
CC Ādi 8.57 Las cincuenta cualidades del Señor Kṛṣṇa estaban presentes en su cuerpo.
CC Ādi 8.58 «En aquel que tiene una fe devocional inquebrantable en Kṛṣṇa se manifiestan, sin excepción, todas las buenas cualidades de Kṛṣṇa y de los semidioses. Sin embargo, aquel que no tiene devoción por la Suprema Personalidad de Dios no tiene buenas cualidades, porque está ocupado en las maquinaciones mentales de la existencia material, que es el aspecto externo del Señor.»
CC Ādi 8.59 Ananta Ācārya fue un discípulo de Gadādhara Paṇḍita. Su cuerpo estaba siempre absorto en amor por Dios. Era magnánimo y avanzado en todos los aspectos.
CC Ādi 8.60 Ananta Ācārya era un océano de todas las buenas cualidades. Nadie puede calcular cuán grande era. Paṇḍita Haridāsa era su amado discípulo.
CC Ādi 8.61 Paṇḍita Haridāsa tenía una gran fe en Śrī Caitanya y en Nityānanda. Por eso tuvo una gran satisfacción al conocer Sus pasatiempos y cualidades.
CC Ādi 8.62 Siempre aceptaba las buenas cualidades de los vaiṣṇavas, y nunca encontraba defectos en ellos. Ocupó su corazón y su alma solamente en complacer a los vaiṣṇavas.
CC Ādi 8.63 Siempre escuchó la lectura del Śrī Caitanya-maṅgala, y todos los demás vaiṣṇavas solían escucharlo por su gracia.
CC Ādi 8.64 Como la Luna llena, iluminaba a todos los vaiṣṇavas reunidos al pronunciar el Śrī Caitanya-maṅgala, y por el néctar de sus cualidades aumentaba la bienaventuranza trascendental de todos ellos.
CC Ādi 8.65 Por su misericordia inmotivada, me ordenó que escribiese sobre los pasatiempos finales de Śrī Caitanya Mahāprabhu.
CC Ādi 8.66 Govinda Gosāñi, el sacerdote que se ocupaba del servicio de Śrī Govinda en Vṛndāvana, era un discípulo de Kāśīśvara Gosāñi. No había sirviente de la Deidad de Govinda más querido por esta.
CC Ādi 8.67 Śrī Yādavācārya Gosāñi, un compañero constante de Śrīla Rūpa Gosvāmī, también tenía mucho entusiasmo en escuchar y cantar sobre los pasatiempos de Śrī Caitanya.
CC Ādi 8.68 Bhugarbha Gosāñi, discípulo de Paṇḍita Gosāñi, siempre estaba ocupado en temas referentes a Śrī Caitanya, ignorando todo lo demás.
CC Ādi 8.69 Entre sus discípulos estaba Caitanya dāsa, que era un sacerdote de la Deidad de Govinda, así como Mukundānanda Cakravartī y el gran devoto Kṛṣṇadāsa.
CC Ādi 8.70 Entre los discípulos de Ananta Ācārya estaba Śivānanda Cakravartī, en cuyo corazón vivían constantemente Śrī Caitanya y Nityānanda.
CC Ādi 8.71 En Vṛndāvana había también otros muchos grandes devotos, y todos deseaban escuchar los pasatiempos finales de Śrī Caitanya.
CC Ādi 8.72 Por su misericordia, todos estos devotos me ordenaron que escribiera sobre los pasatiempos finales de Śrī Caitanya Mahāprabhu únicamente porque ellos me lo ordenaron, aunque soy un desvergonzado, he intentado escribir este Caitanya-caritāmṛta.
CC Ādi 8.73 Habiendo recibido la orden de los vaiṣṇavas, pero teniendo el corazón lleno de ansiedad, fui al templo de Madana-mohana, en Vṛndāvana, para pedir también Su permiso.
CC Ādi 8.74 Cuando visité el templo de Madana-mohana, el sacerdote Gosāñi dāsa estaba sirviendo a los pies de loto del Señor, y yo también oré a los pies de loto del Señor.
CC Ādi 8.75 Cuando oré al Señor pidiendo Su permiso, cayó inmediatamente de Su cuello un collar de flores.
CC Ādi 8.76 En cuanto sucedió esto, todos los vaiṣṇavas que estaban allí clamaron en voz alta: «¡Haribol!», y el sacerdote, Gosāñi dāsa, trajo el collar de flores y me lo puso al cuello.
CC Ādi 8.77 Yo estaba muy dichoso de tener el collar de flores que significaba la orden del Señor, e inmediatamente comencé a escribir este libro.
CC Ādi 8.78 En realidad, el Śrī Caitanya-caritāmṛta no es mi obra, sino el dictado de Śrī Madana-mohana. Mi escrito es como lo que repite un loro.
CC Ādi 8.79 Lo mismo que una marioneta baila siguiendo la voluntad de su animador, yo escribo como me ordena hacerlo Madana-gopāla.
CC Ādi 8.80 Acepto como mi Deidad familiar a Madana-mohana, cuyos adoradores son Raghunātha dāsa, Śrī Rūpa y Sanātana Gosvāmī.
CC Ādi 8.81 Pedí permiso a Śrīla Vṛndāvana dāsa Ṭhākura orando a sus pies de loto, y al recibir su orden, he intentado escribir esta auspiciosa obra.
CC Ādi 8.82 Śrīla Vṛndāvana dāsa Ṭhākura es el escritor autorizado de los pasatiempos de Śrī Caitanya. Por tanto, sin su misericordia no se pueden describir estos pasatiempos.
CC Ādi 8.83 Soy un insensato, de bajo nacimiento e insignificante, y siempre deseo el disfrute material; pero por orden de los vaiṣṇavas, tengo un gran entusiasmo por escribir esta obra trascendental.
CC Ādi 8.84 Los pies de loto de Śrī Rūpa Gosvāmī y de Raghunātha dāsa Gosvāmī son la fuente de mi fuerza. El recuerdo de sus pies de loto puede hacer cumplir todos los deseos.
CC Ādi 8.85 Orando a los pies de loto de Śrīla Rūpa y Śrīla Raghunātha, deseando siempre su misericordia, yo, Kṛṣṇadāsa, narro el Śrī Caitanya-caritāmṛta, siguiendo sus pasos.