CC Ādi 17.154

pitā-mātā māri’ khāo—ebā kon dharma
kon bale kara tumi e-mata vikarma
Palabra por palabra: 
pitā-mātā — padre y madre; māri’ — matando; khāo — come; ebā — ésa; kon — qué clase de; dharma — religión; kon bale — sobre qué base; kara — hace; tumi — usted; e-mata — semejantes; vikarma — actividades pecaminosas.
Traducción: 
«Puesto que el buey y la vaca son su padre y su madre, ¿cómo puede matarlos y comerlos? ¿Qué clase de principio religioso es ése? ¿En qué se basa para atreverse a cometer semejantes actividades pecaminosas?»
Significado: 

SIGNIFICADO: Todos podemos comprender que tomamos la leche de las vacas y nos servimos de los bueyes para obtener productos agrícolas. Por tanto, puesto que nuestro verdadero padre nos da granos alimenticios y nuestra madre nos da leche para vivir, se considera que la vaca y el toro son nuestra madre y nuestro padre. Según la civilización védica, hay siete madres, una de las cuales es la vaca. Por tanto, Śrī Caitanya Mahāprabhu desafió al kājī musulmán: «¿Qué clase de principio religioso sigue usted al matar a su padre y a su madre para comérselos?». En cualquier sociedad humana civilizada, nadie se atrevería a matar a su padre y a su madre con el propósito de comérselos. Por tanto, Śrī Caitanya Mahāprabhu puso en duda el sistema de la religión musulmana, catalogándolo de parricida y matricida. También en la religión cristiana, uno de los principales mandamientos dice: «No matarás». Sin embargo, los cristianos violan esa regla; son muy expertos en matar y en abrir mataderos. En nuestro movimiento para la conciencia de Kṛṣṇa, nuestra primera disposición consiste en no permitir a nadie comer ninguna clase de carne. No importa si se trata de carne de vaca o de cabra, pero enfatizamos de modo especial la prohibición sobre la carne de vaca, porque, según el śāstra, la vaca es nuestra madre. De esta manera, Śrī Caitanya Mahāprabhu desafió la costumbre de los musulmanes de matar vacas.